¡INDIGNANTE!

¡INDIGNANTE!

Entre los numerosos cursos de ampliación de estudios uno de los que más me ha servido ha sido el de “psicología”. Ha influido  en grado sumo en mi vida personal, social y profesional. Y le debo gran parte de mis éxitos.  Mis errores, en general,  parten de algún descuido en la materia. Pude conocer a fondo las cualidades y fallos de mi carácter.

Cada hombre tiene el suyo, es irrenunciable y no puede cambiarlo, como color de la piel  o de los ojos, la estatura o la calidad de los músculos, tienes lo que  Dios te ha dado y  debes dominarlo y aguantarlo.

El carácter tiene tres elementos esenciales: emotividad, actividad y resonancia y, en la proporción de las mismas,  radica  su mayor o menor riqueza. Nadie tiene mérito o demérito por la fórmula del mismo. De ahí, el excelente consejo del sabio  griego:

“conócete a ti mismo” (γνῶθι σεαυτόν),  aunque más citado en latín , “noscete ipsum”.

De una sabiduría  casi infinita…

Incluyo  este preludio, simplemente para explicar mi estado de ánimo al redactar este escrito. Me voy a contener y filtraré el texto,  evitando escribir al dictado de los impulsos surgidos como reacción por el desprecio evidente encerrado en  el escrito publicado en la revista “Verbo” (“Alberto Ruiz de Galarreta en el Tradicionalismo Español Contemporáneo”)  por el Sr. Ayuso –ciertamente encumbrado y sobrecargado de prestigio–,  a personas, movimientos, organizaciones que le sobrepasan personalmente y  en “éxitos” políticos y de otra índole..

¡Que más quisieran, — su Don Sixto, él, toda su camarilla y “circulo de acción”–  que poder presentar hechos equivalentes a una pequeña parte de los frutos político-religiosos de  Fuerza Nueva, de  su fundador y de los centenares de miles de seguidores españoles e hispanoamericanos (incluso europeos y de los países del Este) que lo tenían por faro orientador!

Fuerza Nueva tuvo en jaque a todos los enemigos de España….y tuvieron todos ellos que aliarse con Fraga—y, anteriormente,  con los gobiernos de los “Lopesdei”,  en vida de Franco—para impedir que “nuestro Movimiento” se saliera con la suya, o sea:  salvar el Régimen¡Pocos años después, ya sin Fuerza Nueva, nos liquidaron no cabe duda!, pero, no tanto la izquierda como  la derecha “egoísta”,  “cagadita de terror”, ”cobardica”  y “estúpida”.  Se manipuló a la buena gente con el luciferino “anzuelo” del “voto útil”, ateniéndose al  Plan elaborado  por la Sinagoga de Satanás para anular los logros de la generación heroica y mártir de la Cruzada y la obra del Caudillo. Horrible crimen de la DERECHONA  regalando el poder a los mismos criminales que trajeron y explotaron la  II República.

Esos fueron los “poderes” de Blas Piñar . ¿Cuáles son los de “Don Sixto” y su corte?¿Han visto los españoles,  a Sánchez y Pablo Iglesias, a los separatistas vascos y catalanes amenazando con todas sus baterías a ese su  “terrible” enemigo? De tanto mirarse al ombligo han creído que son algo y que los enemigos de España tiemblan oyendo su nombre. Hoy, los enemigos de España tienen otro objetivo bien conocido: repetir  con VOX lo conseguido hace 38 años a costa de Fuerza Nueva. Aunque VOX esté muy lejos de ser lo que fue nuestro Movimiento,  defiende muchos de sus principios y le imita en  “plantarle cara sin complejos” al enemigo.

Insisto; “¿Hay síntomas de que Sánchez, la ETA, Pablo Iglesias y  los separatistas tengan, entre sus objetivos prioritarios y trascendentales,  acabar con Don Sixto y cuantos le siguen por considerarlos enemigos peligrosos?”…

Por mi edad y mi acción política y religiosa, aunque no me haya beneficiado en nada de mis relaciones: al regresar a España,  el Padre Piulachs, el P. Rey Stolle, Mosen Ricart, el P. Amando Llorente me pusieron en contacto con todos cuantos se movían en ese círculo en el que nació VERBO… y cuando Ayuso  aún no había nacido, yo ya era amigo de Joaquín Pérez Madrigal,  a quien visité nada más regresar a España en 1959;  Vallet de Goytisolo fue quien hizo mis primeras actas notariales y luego, por su amistad con Blas, tuve relaciones con él. En el castillo de Riudabella de mi gran amigo  Pepe Gil Moreno de Mora –a quien nombre Delegado de Fuerza Nueva en Tarragona– tuvimos una reunión en 1970 y  Elías de Tejada nos habló del Derecho Catalán en el que era un especialista . Acudieron  dos representantes de Jean Ousset –enterrado cerca de Caussade, donde durante veinte años he ido a hacer Ejercicios anuales de San Ignacio–; Francisco Canals,  me dio su apoyo cuando me nombraron Delegado Regional de F.N. en Cataluña, antes de ser llamado a Madrid  como Sedentario General y Gerente de la Revista… etc.

Resumiendo que sé de Historia  demasiado por haberla vivido…He visto nacer el Grupo SPEIRO y, en consecuencia la revista Verbo,  pues además mi colaboración con el P. Piulachs en la O.E.P. de Durán y Bas, 9, hasta su muerte, me permitía conocer lo que se movía en torno a la Balmesiana. Y, en consecuencia, me impresionan muy poco los títulos que  deslumbran  y los humos de nadie.

El señor Ayuso ha  menospreciado a hombres  como el sacerdote perseguido por un obispo indigno –el miserable Cirardeta— Don José Ignacio Dallo, por negarse a aplicar las “absoluciones generales” que han destruido la “Confesión de boca”,  un verdadero ministro de Dios   que ha hecho mucho más por Él y por España  desde  “SIEMPRE  P’ALANTE”, que su “presunto Rey”;  y ha faltado al respeto a hombres irrepetibles como Blas Piñar. Y lo ha hecho desde un medio que nació para servir con humildad a la Verdad y a la Fe. En consecuencia haría bien en pedir perdón públicamente,  pues al ningunear  a esas personas,  seguidas  por muchos compatriotas y católicos — ¡y no solo españoles!—nos ha ofendido a todos.

Creo que con mostrar mi indignación es suficiente en  servicio de la norma que debería regir cuando se defiende a  Dios y a España: unir,  no separar , ni provocar peleas  intestinas  con escritos para lucimiento  propio.

Gil De la Pisa Antolín

INDIGNANTE